Bibliotecas, Innovación

Haciendo balance

Nos acercamos al final del curso y es hora de ir revisando lo aprendido. ¿Qué nuevas ideas han surgido para mejorar el funcionamiento de la biblioteca? En el cuestionario inicial, quedaba bastante claro que el mayor ámbito de mejora estaba en todo lo relacionado con las TIC.

Cherry_Point_library_offers_education_for_all_–_big,_small_110715-M-QQ512-085

Aunque había aspectos cuya modificación requeriría disponer de nuevos recursos generales del centro, como la inclusión de puestos de consulta del catálogo digital o la ampliación del horario de préstamo; había otros casos en los que el acceso a redes sociales o la planificación de actividades podían hacer mejorar la biblioteca dentro del marco de la PGA vigente.

En ese sentido, el curso me ha dado bastantes ideas sobre propuestas de mejora de la difusión del catálogo y las actividades de la biblioteca en Internet. Además de aprender a catalogar y empezar a manejar la plataforma AbiesWeb, el curso ha sido útil a la hora de sugerir actividades de animación a la lectura, de difusión del catálogo y de selección de contenidos.

A través de experiencias de otros centros, como esta de la biblioteca del IES Matilde Casanova de Sevilla, ha sido posible ver lo mucho que se puede lograr empezando, como primer paso, con la creación de un blog. En este caso, la propuesta me parece interesante por su sencillez inicial. La estructura del blog permite empezar de manera rápida y, con el tiempo, ir ampliando y acumulando contenidos y experiencias. En el blog de la biblioteca del CEIP El Morche, han ido enriqueciendo la web al incluir materiales a través de Issuu, una buena opción para dar visibilidad a documentos y materiales tipo PDF.

800px-BuecherschrankLangendreer

Otro aspecto interesante del curso ha sido la relación entre la lectura y los nuevos medios y dispositivos. La lectura actual no está solo en los libros y asumir esta realidad nos puede ayudar a acercarnos al alumnado, como demuestra la interesante experiencia del IES Beatriz Galindo: Sacad los móviles, vamos a leer. También ha sido interesante ver cómo los nuevos medios, con sus formatos breves, estaban potenciando géneros literarios, como la lírica 2.0, que había tenido una menor difusión a través del formato libro. En resumen, una experiencia provechosa llena de sugerencias interesantes.

Créditos de las imágenes CC: 1. By Cpl. Samuel A. Nasso (https://www.dvidshub.net/image/439355) [Public domain], via Wikimedia Commons 2. By Piccippi [CC BY-SA 4.0 (https://creativecommons.org/licenses/by-sa/4.0)%5D, from Wikimedia Commons

Anuncios
Estándar

2 comentarios en “Haciendo balance

  1. Buen recorrido del curso y buenas propuestas, Patricia. Gracias por todo.

    Te dejo con un par de artículos relacionados. Uno de ellos habla de las estadísticas en cuanto a lectores en España del año 2017. En él se ofrece el siguiente dato llamativo y lógico: “Curiosamente, y en contra de lo que aún se cree, los jóvenes son los más lectores.” (cita extraída del siguiente informe publicado en el diario El Mundo: http://www.elmundo.es/cultura/literatura/2018/01/18/5a607873468aeb34758b4600.html). Es decir, creo que es recomendable no sólo animar a leer sino que es urgente integrar constantemente técnicas de expresión y comprensión. Las técnicas son las herramientas que usamos para obtener un resultado y, desde mi punto de vista, es el punto débil a mejorar sin duda alguna.
    Te dejo con otro enlace sobre la ciberliteratura o literatura electrónica, una de mis pasiones y estudios desde sus comienzos.
    https://retina.elpais.com/retina/2018/01/31/tendencias/1517418053_859383.html
    La frase clave de aquí es la siguiente: “La obra que se crea usando la textualidad electrónica no se puede traducir al papel.” Para ello, es necesario enseñar a leer este tipo de literatura o, simplemente, de texto hipervinculado. Los procesos lectores no son los mismos y, por tanto, las técnicas de comprensión no son las mismas.

    Saludos cordiales,
    Alejandro Lara.
    Un compañero de Sevilla.

    • Muchas gracias por tus comentarios y tus sugerencias, que siempre son útiles e interesantes.

      Efectivamente, los nuevos medios van generando diferentes formas de lectura, como ya ha venido pasando a lo largo de la historia. A pesar de que a veces vivimos estos cambios como novedades absolutas, si ampliamos la mirada veremos que no es un proceso único. En la Edad Media, cuando la mayoría de la población era iletrada, la literatura era oral y las historias se transmitían en verso mediante cantares y juglares. Aparece la imprenta, aumenta la alfabetización y, entre otras cosas, se hace posible la difusión de las novelas. La literatura y la lectura ya existían antes de que apareciera el formato “libro”, que ha marcado los últimos siglos y que a nosotros nos parece eterno. Ahora, en mi opinión, lo que ocurre es que el libro convive con otros medios que favorecen otro tipo de géneros. Por ejemplo, los géneros breves, como la lírica o los epigramas, tienen una muy buena difusión digital y, de manera intuitiva, ya hay jóvenes lectores y autores que están sacando provecho de ello. No hay que perder ese carro.

      Ha sido un placer hacer este curso contando con tu ayuda.
      Saludos,
      Patricia

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s